El Puente Colgante (o Puente de Prado)

Autor: Lucio del Valle

Colaboradores:

Tipología:

Fechas de comienzo/fin:1864-1865

Localización: Calle del Puente Colgante, s/n, sobre el Río Pisuerga.

Premios:

Publicaciones y enlaces:

Puente colgado de Andrés Mendizabal:

[1] Revista de Obras Públicas. Tomo I. Número 12. 1853.

Puente sistema Vergniais:

[2] Revista de Obras Públicas. Tomo II. Número 5. 1854.

Proyecto Ejecutado:

[3] Descripción: Revista de Obras Públicas. Tomo XIV. Número 12. 1866.

[4] Estructura y pruebas: Revista de Obras Públicas. Tomo XIV. Número 14. 1866.


Ha escrito este artículo: José Santos Torres

Búsqueda por Arquitecto

El Puente Colgante (llamado en inicio Puente de Prado) está situado sobre el río Pisuerga, conectando las dos principales vías de comunicación que discurren paralelas al río, la Avenida de Salamanca y el Paseo Zorrilla.

El proceso para la construcción del que sería el segundo puente de la ciudad se desarrolló desde 1851, año en el cual se comienza a estimar la necesidades de su construcción, hasta 1865, en que se inaugura.

Durante esos años se redactan tres proyectos diferentes para el puente:

El primero de ellos fue redactado por el ingeniero Andrés Mendizabal, y se trataba de un puente colgante en suspensión mediante cables con una flecha bastante baja [1].

El segundo proyecto, también de Andrés Mendizabal, definía un puente mediante el Sistema Vergniais consistente en una estructura de arco escarzano rigidizado en los riñones por dos arcos botareles, sistema del cual que cuelga el tablero [2].

Finalmente, fue el tercer proyecto, del ingeniero Lucio del Valle, el que finalmente se construyó y permanece en uso hasta hoy.

En este punto se debe aclarar, para no dar lugar a confusión, que si bien se sigue llamando popularmente (y en el callejero) Puente Colgante, en realidad no lo es: se trata de un puente en arco atirantado, o puente bowstring, que se apoya en ambas riberas salvando una luz de 67,70 m [3].

Este tipo de puentes si componen de tres elementos principales: el arco superior, que resiste cargas a compresión, el tirante inferior, que puede ser el propio tablero y que resiste esfuerzos a tracción, y los montantes y diagonales que unen los elementos anteriores y que tienen como misión transmitir las cargas entre ambos y aportar rigidez al conjunto.

El puente fue construido en Birmingham, por la empresa John Henderson Porter, trasportado por partes desde Liverpool a Bilbao, y montado en Valladolid con el apoyo de un puente provisional de madera [4]. El montaje se desarrolló durante siete meses, al finalizar los cuales se realizó una prueba de carga, colocando sobre todo el tablero un peso de 400 kg/m2, que lógicamente resultó favorable.

Hoy en día el puente sigue funcionando, con lógicas intervenciones de adecuación, sobre todo en el tablero, y da servicio a un alto volumen de tráfico rodado y peatonal, lo que da cuenta de la resistencia de este tipo de estructuras si se lleva a cabo un adecuado mantenimiento.

 

Fotos cortesía de José Santos Torres

2 comentarios en “El Puente Colgante (o Puente de Prado)

  1. Creo que hay algun error con las fechas en el parrafo:

    “El proceso para la construcción del que sería el segundo puente de la ciudad se desarrolló desde 1951, año en el cual se comienza a estimar la necesidades de su construcción, hasta 1965, en que se inaugura.”

    1965?? Supongo que será 1865.

Deja un comentario